El Ansia por lo Primitivo: La “Cultura” del “Hip Hop”, Tribus Urbanas, Videojuegos y la Revuelta contra la Civilización

Hoy voy a hablar sobre los movimientos colectivistas que influyen sobre todo en la Juventud. Estos movimientos de carácter cada vez más prominente, llaman la atención porque lejos de formar un marco cultural adecuado para el desarrollo, sostenimiento y evolución de una civilización, están llevando a los jóvenes a cotas infrahumanas de mediocridad y subdesarrollo cultural, cosa que demostraremos aquí con ilustrativos ejemplos.

Empezaré con la mal llamada “cultura” del “Hip Hop”, en principio un movimiento cultural lírico que se ha estropeado por influencias colectivistas, y las obras de aquellos que Ayn Rand llamaría “Egoístas sin ego”

¿Y en qué consiste un “Egoísta sin ego”?

Un Egoísta sin ego es ese tipo de persona que, debido a sus problemas psiquiátricos y psicológicos diversos, carece de un Ego equilibrado y suele realizar increíbles demostraciones públicas de este estado: El Hip Hop actual es uno de sus exponentes. Salvo rarísimas excepciones, el Hip Hop, es una retahíla aburrida de supuestos logros conseguidos por los susodichos “artistas”: Competiciones en las que no se tiene en cuenta el contenido de lo expresado, sino sólamente la rima, estándo sus líricas llenas de falacias lógicas. Ninguno de los implicados en este movimiento parece tener conocimiento de las falacias lógicas existentes, pues abusan de ellas en extremo., pero no parece importarles. Si a esto le sumamos los ritmos aburridos que generan efectos psicotrónicos negativos en la mente, obtenidos con tecnologías obsoletas consideradas “vintage” por mentes poco desarrolladas, tenemos el caldo perfecto para un movimiento cultural presto a socavar los cimientos de la Civilización Industrial.

Así pues, entre los logros de los que presumen los susodichos se contaría la extorsión de vecindarios enteros, el mantenimiento de lazos endogámicos (común a toda tribu urbana), el orgullo étnico y territorial, el desarrollo de un estilo de vida de un gusto pésimo y extravagante junto con otras “proezas” que varían desde llenar una camioneta de droga sin que la policía se entere a la prostitución forzada de sus vecinas o la demostración del poder de una “Smith & Wesson” último modelo, y no precisamente para proteger los derechos individuales.

Hablo con conocimiento de causa. En su día le dí la oportunidad a esta categoría de especímenes, para descubrir que tras todas esas capas de presunción se encuentran personalidades frágiles e inseguras que se basan el apoyo tribal para sostener su “Weltschmerz”, su visión negativa, primitiva y pesimista de la realidad, allí donde la auténtica Civilización aún no ha llegado, pues muchos de ellos no son capaces de pensar/hablar/escribir en un idioma con correción, y mucho menos en el ámbito político, científico y financiero, éste último ámbito del cual mucho presumen.

Y todo esto en cuanto a la parte lírica, si nos remitimos a la parte pictórica, vemos ejemplos de las enormes distorsiones perceptivas que los supuestos artistas revelan en sus obras, además de transgredir la propiedad privada de aquellos muros en los que pintan sin ningún tipo de autorización. Toda persona que pinta “graffittis” en una propiedad privada debería ser encerrada en un psiquiátrico hasta que aprenda que puede hacer lo mismo en su casa con “MS-Paint” o “Photoshop”. Hay una expresión en NorteAmérica para definir a este tipo de personal: “Attention Whore” (Putita que busca llamar la atención) y su término médico sería: Desorden de personalidad Histriónico-Narcicista. Debido a su anosognosia, esta gente es además totalmente inconsciente de sus patologías, y no son dados al raciocinio lógico. La “cultura” del Hip Hop, pues, valora más un estilo de “scratching” (rayado de la aguja de un tocadiscos contra un vinilo para conseguir un efecto sonoro muy usado) que por ejemplo, un teorema o el texto de la Constitución de los Estados Unidos de América y por lo tanto está abocado al fracaso en el intento de construir una Civilización o como ellos definen, “Hip Hop Nation”

Otros movimientos de tribus ubanas, como los “punkies”, también se han quedado en una edad mental temprana; lo único que hacen es dar pataletas de protesta frente a una Civilización que supera sus habilidades cognitivas, y a la cual se resisten a adaptarse. Sus canciones, pésimamente elaboradas si tomamos estándares objetivos como referencia, sólo revelan la primitiva visión del mundo de unos individuos que se niegan a comprender el mundo que les rodea, y en su nula comprensión sacan conclusiones, siempre precipitadas y monumentalmente erróneas.

Los “Emos”, ese otro movimiento escalofriante, formarían el escalón más bajo de la pirámide subcultural actual: Incapaces de interpretar no sólo el mundo que les rodea sino tampoco a sí mísmos, viviendo en una eterna adolescencia, son un ejemplo visible de involución o regresión en el desarrollo del ser humano. Es lógico que tiendan al suicidio, pues las leyes de la Naturaleza no toleran seres de semejante calaña y comportamiento sobre la faz de la Tierra. No merece la pena escribir más sobre ellos.

Sin embargo creo que el movimiento que más daño hace al sostenimiento de la Civilización es el movimiento “fascista-pijo-progre”: Esa gente que se cree que tienen una educación por tener algún título de alguna Universidad Española, como si tuviera algún valor académico en el mundo real actual (consúltese España en http://www.arwu.org/)

Componen el grueso de la sociedad en nuestros días y su exponente sería Melendi (que presume de no haber tocado un libro), rechazan cualquier tipo de juicio o análisis objetivo, su máxima es: “no juzgarás, no uses tu mente”. Este personal, que debido a sus influencias colectivistas está acaparando amplios sectores de la sociedad, es el más peligroso de todos. ¿Porqué? Por su ansia por lo primitivo.

Los “progres” realizan un tipo de crítica denominado “crítica destructiva”, que al contrario que la crítica constructiva, que busca remediar defectos y perfeccionar la Civilización con métodos evolucionarios, busca en la revuelta y la agitación la destrucción del orden establecido en un espíritu amargo y pesimista, como en la actual revuelta contra el Capitalismo o la Energía Nuclear.

Creen que cuando el hombre era salvaje y primitivo éste vivía mejor, y debemos entonces volver a ese estado, en cuerpo y mente. Esto se refleja en el apartado de los tatuajes y piercings, escarificaciones y elongaciones (correlacionados con problemas psicológicos y psiquiátricos) que están tan de moda hoy en día. Los tatuajes revelan problemas de ego, ya mencioné el concepto de “Attention Whores” anteriormente. Los piercings, desde un punto de vista Objetivista se podrían considerar útiles si están estratégicamente colocados de tal modo que mejore las sensaciones en el acto sexual. En caso contrario, es considerado una auto-mutilación, junto con el ansia de mostrar atractivo por lo tribal y primitivo. En el apartado ideológico, el ecologismo (defender los derechos de la hormiga o el oso polar antes que los tuyos), La New Age, Las “Terapias Alternativas” que no superan pruebas científicas como los estudios randomizados de doble ciego con placebo, la santería, y otros elementos misticistas fruto del indoctrinamiento mediático en nuestros días gracias a novelas, videojuegos, ecologismo y otros medios culturales “progres”.

El “progre”, con su educación mediocre (hay un dicho que dice que es más peligroso saber poco que no saber nada) llega a extremos imbéciles como el llevar camisetas de la Unión Soviética, con padres influenciados por Rousseau y Tolstoy, que afirmaban que en el curso de la Civilización algo “fue mal” y proponían un “retorno a la Naturaleza”. Pero no lo proponían en el sentido de: “vete a la Naturaleza unos días para volver a la Civilización con energías renovadas”, sino más bién: “vete a la Naturaleza y quédate allí”

Tolstoy, que se hizo tatuar para imitar a los salvajes, escribió “Los Cosacos”, idealizando en esta novela la vida de “una bestia del campo”

Decía Tolstoy: “Si una piedra yace una sobre otra en el desierto, eso es excelente. Pero si ha sido colocada por una mano humana, no es tan bueno. Si han sido colocadas con cemento y hierro, eso es malvado”

Toda esta literatura, de autores similares componen el abono cultural de los padres e integrantes de la generación progre actual, siendo la base de los memes que hoy en día perduran entre naturistas, ecologistas, y en general izquierdistas sensibleros que, negando su aptitud para la Civilización moderna, desean nivelarla a cotas infrahumanas. Y no hay mejor forma de reducir el nivel de una Civilización que ensalzando la mediocridad y la miseria humanas, destacando a tipos como al mencionado Melendi, Belén Esteban o Savater.

El movimiento gótico es otro de esos movimientos por el cual tengo sentimientos encontrados; y aunque he dado con gente de esta subcultura muy preparada y con valores dignos de elogio, a veces su lado oscuro y romántico les puede, llegando a caer en la superstición o en ese plagio descarado y misticista del Objetivismo que es el Satanismo, alimentando con su imaginería el deleite de sus emociones oscuras, pero sin aportar nada sustancial a la evolución del pensamiento o la acción. La obsesión por el lado oscuro de la realidad, y la cultura y música depresivas y en cierto grado sadomasoquistas que caracterizan a este grupo hacen que mi contacto con ellos sea limitado. Sin embargo, creo que si este grupo abandona el misticismo y se alinea con las premisas objetivistas creo que podría dar lugar a una cultura avanzada propia, con una estética similar a la “Gotham City” de las películas de “Batman” o la “Rapture City” del videojuego “Bioshock”

Los videojuegos actuales de éxito tampoco parece que aporten nada sustancial al sostenimiento de una Civilización. La gran mayoría de ellos, a pesar de poseer gráficos de increíble definición, están en un estadio primitivo de desarrollo. Incluso en aquellos en los que es posible desarrollar una Civilización, el concepto de Constitución o Derechos no aparece por ninguna parte, y al final lo que se le enseña al jugador es que si desea obtener algo, debe obtenerlo por la conquista y por la fuerza. En el peor de los casos, se enseña al jugador directamene y sin tapujos a ser un mafioso o delincuente de manual. ¿Qué clase de individuos tendremos en el futuro si han pasado horas y horas al día con esa mentalidad subyacente? Afortunadamente, provengo de una época en la que los videojuegos te obligaban a pensar, pero claro, el miedo puede a desarrolladores y empresarios y muchos temen que ya no sea rentable. Aplaudo, pues, a todos aquellos contrarios a esta línea.

El ansia por lo primitivo está ahí, acechándonos, y aprovechando el momento oportuno para derribar la Civilización, llámese Cambio Climático, Crisis, o simple descontento por no saber uno buscar su propia felicidad. Debemos, pues estar alertas y no dudar en usar nuestra capacidad racional para valorar el significado profundo de todo aquello que tenemos delante, y en qué grado contribuye a avanzar o a retroceder el nivel de una Civilización. No debe ser, sin embargo, ésta una motivación para aceptar el Objetivismo y la racionalidad que conlleva, los objetivistas no nos movemos por negativos ni por amenazas: No evitamos la muerte y la destrucción, abrazamos la vida, observando aquellas oportunidades que ofrecen más posibilidades, cosa que ninguna tribu urbana podrá satisfacer.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s